Dios te librara de caer en las llamas

Dios te librara de caer en las llamas

En el capítulo 3 del libro de Daniel, titulado “El horno en llamas” se relata la historia de una estatua en oro que mando a erigir  el rey Nabucodonosor,  y las disposiciones que deberían observar los residentes  en los llanos de Dura, provincia de Babilonia., quienes al escuchar una música que sería tocada por diferentes instrumentos musicales, deberían inclinarse y adorar la estatua de oro del rey Nabucodonosor. Todo el que no se inclinará ante ella ni la adorará sería arrojado de inmediato a un hornos en llamas.

Después de leer la historia y reflexionar sobre la misma, me puse a pesar a cual estatua de oro estamos adorando los cristianos por temor a ser arrojados al horno en llamas. Cuántas veces en nuestras vidas nos hemos puestos de rodillas antes falsos ídolos, olvidándonos e que podríamos ser salvados de ese horno por las manos de Dios.

Esta historia también me permitió pensar en todas las estatuas de oro que están mandando a erigir los reyes Nabucodonosor que abundan por doquier y que antes el temor de nosotros perder cualquier posición económica  nos arrojamos al piso antes de que comiencen a tocar la música. Sin embargo, podemos tomar la decisión  de Sadrac, Mesac y Abednego, tres jóvenes judíos que desafiaron la disposición del rey Nabucodonosor, y aunque fueron lanzados al horno de las llamas, fueron salvados por Dios.

Cuando tomemos la firme decisión de no inclinarnos ante la estatua de oro del rey  Nabucodonosor, expresadas en nuestras vidas a través de pensamientos de errores, vamos a descubrir que las manos de Dios nos librará de caer en el horno de las llamas del dolor, la desesperanza, la enfermedad, la escasez, la desarmonía,  la soledad y tantas cosas que nos preocupan. Dios les bendice. (Carmen Luz Beato)

Google+ Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
*